fbpx

¿Sabes cuándo quitarle el pañal al bebé?

¡A los padres nos gustaría detener el tiempo para que nuestros niños dejaran de crecer! Qué rápido pasa todo, ya lo verás. Antes de lo que te imagines, te verás en la necesidad de quitarle el pañal a tu niño o niña, si no ha llegado ya el momento.

La cuestión principal es cuándo quitarle el pañal al bebé. ¿Tienes clara la respuesta? En este artículo, te ayudamos al respecto.

Quitarle el pañal al bebé: ¿cuándo?

Cada caso es distinto. El desarrollo individual de cada pequeñín varía en función de sus circunstancias, por lo que debemos actuar siempre con paciencia, mucha tranquilidad y en permanente contacto con su pediatra y los consejos de las mamis expertas que estén a nuestro alrededor.

De todas formas, la etapa habitual es entre los 18 y los 36 meses. Por lo general, alrededor de los dos años es el momento más indicado para hacerlo, siempre en función de las circunstancias.

Existen una serie de indicadores que puedes tomar de referencia para saber que tu hijo está preparado. Por ejemplo, que te avisa cuando lleva el pañal sucio, camina sin ayuda, es periódico en sus horarios al hacer pis o caca, realiza gestos visibles antes de orinar, puede aguantar hasta tres horas sin manchar el pañal y, desde luego, es autónomo para quitarse la ropa.

Por otra parte, si puedes elegir, es preferible aprovechar la temporada de verano, porque resulta más fácil reaccionar a tiempo cuando se lleva menos o ropa o es más ligera y, además, las consecuencias de algún posible escape tienen menos importancia.

Cómo proceder a la retirada del pañal

El aspecto mental es tan importante como el físico. Los peques deben vivir esta nueva situación con naturalidad, como un proceso normal en su desarrollo en el que deben adentrarse con ilusión, pero también sin presión. En ese sentido, es fundamental el refuerzo positivo: reconoce sus logros y sé indulgente con sus fracasos.

Lo primero que harás es habituarlo al uso del orinal de manera comprensiva y progresiva. Si puede ser, permítele elegirlo para que se sienta a gusto en él y tenga ganas de usarlo.

Al principio, debes animarlo a ir al baño aunque no lo pida. Poco a poco empezará a advertir a tiempo cuándo tiene ganas, pero al principio conviene estar pendiente. Por supuesto, facilita su acceso al baño y evita que encuentre obstáculos que se lo dificulten.

Apuesta por el ejemplo y, en lo posible, permítele que vea a sus papás haciendo lo que le pedimos. También es importante darle autonomía en otros aspectos, como la elección de su ropa interior: si se siente apegado a ella, se esforzará más por cuidarla.

¿Se ha producido una fuga? Que no cunda el pánico. Límpialo enseguida para que no se avergüence y anímalo a continuar intentándolo, siempre de manera discreta y cariñosa.

En definitiva, si sabes cómo y cuándo quitarle el pañal al bebé, este proceso resultará más llevadero, rápido y satisfactorio para todos. Tu pequeño aprenderá a hacer pipí y popó como los mayores y cubrirá otra etapa de su desarrollo que le hará sentir más confiado y seguro.

CUENTA CON MÁS PAÑALES

Ahora ya sabes cómo afrontar esta nueva etapa en la que tu hijo o hija ha crecido y debe decirle adiós al pañal. ¡Es una pasada como crecen nuestros pequeños!

Si cuentas con los productos de Más Pañales, conseguirás asegurar tu bienestar y el de tu peque. Además, vas a encontrar un amplio catálogo de productos para ti y para tu bebé, desde higiene (pañales o toallitas) hasta más productos de alimentación, juguetes y productos prácticos, ¡todo al mejor precio! Porque la calidad no está reñida con el precio (y mucho menos cuando se trata del bienestar de tu peque y el de la familia), visita Más Pañales y consigue los mejores productos para tu bebé con la mejor calidad y ofreciéndote descuentos permanentes en muchas secciones de nuestra web.

En familia, vais a conseguir quitarle el pañal a tu hijo y poco a poco será mucho más autosuficiente. ¡Te esperamos con muchísima ilusión en Más Pañales!

En Más Pañales nuestro proposito es guiar a las madres primerizas como tú, para que encuentres la mejor selección de productos que tu bebé realmente necesita dependiendo de su etapa de desarrollo.