fbpx

Mantén la forma durante tu embarazo

Practicar deporte durante el embarazo es una excelente experiencia de bienestar físico y emocional para estar en forma. ¿Qué beneficios obtienes cuando practicas un estilo de vida activo durante todo el tiempo de gestación? Esta rutina es terapéutica para minimizar el riesgo de sufrir diabetes gestacional. Además, con este ritmo moderado, combinado con una nutrición equilibrada, propicia el adecuado seguimiento del control de tu peso durante los tres trimestres.

El ejercicio también favorece que te recuperes adecuadamente tras el parto, puesto que este proceso es más complejo si ha habido un aumento de peso excesivo durante los nueve meses previos. El deporte te ayuda a sentirte activa, ágil y vital. Sin embargo, la práctica de ejercicio físico va más allá del propio bienestar corporal, porque también afecta a tu psicología y salud mental. Esta rutina activa tu estado de ánimo, aporta dosis de vitalidad, optimismo y energía creativa.

Desde el punto de vista de la salud mental, el deporte aporta una rutina que te conecta con el momento presente. Algo fundamental ya que, durante este tiempo, también puedes ser vulnerable por la ansiedad del miedo al parto o pensamientos de futuro que te preocupen. El deporte es una terapia para controlar tu propia impaciencia. Desde Más Pañales te aconsejamos llevar una vida lo más sana y saludable posible. Practica tu deporte favorito, el que te haga sentir bien y te lo pases bien.

La práctica de actividad física durante los meses de gestación es una experiencia gratificante. Sin embargo, antes de dar el paso habla con tu médico para asegurarte de que no vas a tener ningún tipo de contraindicación. Existen circunstancias en las que el deporte está totalmente desaconsejado. Por tanto, infórmate y recibe un asesoramiento personalizado sobre aquello que más te convenga. ¿Y qué actividades son recomendables?

4 ideas para practicar ejercicio

  1. Caminar. Los paseos cortos son un disfrute que permite estimular tu mente con el componente social de la compañía o, por el contrario, encontrar un espacio para ti misma.
  2. Aguagym. La actividad física en el agua es especialmente terapéutica porque el contexto acuático propicia la sensación de ligereza corporal como consecuencia de una menor gravedad.
  3. Pilates. Esta disciplina es muy saludable para fortalecer el suelo pélvico. Además, los ejercicios de pilates también te enseñan a mantener el control de la respiración. Lo que aumenta tu propia resistencia natural cuando llegue el parto.
  4. Yoga prenatal. Con esta disciplina pones en forma cuerpo y mente de manera muy efectiva. Esta actividad mejora la circulación y fortalece la flexibilidad física.

¿Qué deportes no deben realizarse bajo ningún concepto durante estos nueve meses?

Por ejemplo, cualquier tipo de actividad de alta intensidad o grandes impactos, porque pueden producirse daños graves. La equitación, el esquí y el patinaje sobre hielo durante el invierno, deportes de competición o la gimnasia de alta intensidad están totalmente prohibidos durante esta etapa.

Sin duda, practicar deporte durante el embarazo es una experiencia que aporta bienestar y felicidad. No obstante, siempre debes realizar esta actividad de forma controlada, bajo asesoramiento médico continuado. Si puedes disfrutar de esta experiencia, notarás que tu autoestima mejora en un momento que vives muchos cambios físicos y emocionales.

 

Deja un comentario